Parásitos en nuestras mascotas I: Las Trichomonas. Por Jorge Labao

Trichomonas spp.

Dentro de los parásitos que con cierta frecuencia encontramos en nuestros animales de compañía, están entre otros, un tipo de protozoo flagelado llamado Trichomona. Este tipo de parásito suele aparecer en criaderos o en sitios de hacinamiento de animales, donde las condiciones de higiene no suelen ser las mejores. También lo solemos ver en aquellos animales que acaban de traerlos de criaderos europeos, y que por su edad tan temprana, con su falta de defensas, no estar bien desparasitados o porque los traen en jaulas no bien limpias y hacinados, aparecen estos parásitos, cuyo signo clínico principal producido, en las crías, sobre todo, es la DIARREA o heces pastosas, y a veces, sanguinolenta. También suelen presentar un mal pelaje, y básicamente, el animal suele presentar una imagen algo deteriorada, o estar algo abatido y molesto de abdomen. Analíticamente, los animales afectados se pueden presentar con una Anemia No Regenerativa, posiblemente del tipo Ferropénica, secundaria a la pérdida crónica sanguínea en el tracto digestivo o por el propio efecto de la acción del parásito.

A las Trichomonas spp. se las podría considerar como un AVISO de que las condiciones donde esta ese animal afectado, o desde donde procede, no son las idóneas, y que posiblemente tenga algún tipo de parásito más, ya que las Trichomonas spp. suelen aparecer junto a otros “amiguitos” como las Giardias spp. o Isoosporas spp.

El tipo de tratamiento depende de las condiciones del animal. Algunos están SOLO con diarreas pastosas,  aún en condiciones estables, con lo que se suelen tratar en casa, de forma oral ; otros, llegan mas deteriorados a la clínica, deshidratados, inapetentes…. Por lo que este tipo de enfermo es aconsejable su hospitalización para su control, administración de sueroterapia, y, alimentación y medicación intravenosa.

El tratamiento estándar que usamos en nuestro hospital animales estables, es el Febendazol (3-5 mg/kg/día/3 días, junto al Metronidazol (10-20 mg/kg/12 h/ 1 semana) con buenos resultados.  Otros tratamientos más selectivos para la trichomoniasis, como el uso del Ronidazole o Diminazene, suelen presentar algunos efectos secundarios del tipo neurotóxico, por lo que en cachorritos y gatitos, donde más suele presentarse este tipo de parasitismo, sería algo arriesgado para su salud, por lo que su uso estaría más indicado en adultos y/o en casos rebeldes de solucionar.fecal IMAG1302